ETIOPÍA, RECIBIENDO AMOR A ESPUERTAS

«No existe mayor aventura que la de aventurarse en el otro. El resto es turismo» Herman Hesse

mindfulness etiopia

Hace un mes de mi llegada de un país que me ha hecho mudar la piel, Etiopía. He estado colaborando con la ONG Denaderu, que lleva a cabo proyectos educativos y sociales junto con una comunidad de Salesianos (que vive por y para los demás) en una zona “desfavorecida” en Debre Zeit, donde los hogares son muy precarios. La luz, comer tres veces al día y el agua potable son bienes de lujo, la gente pasea con calma, se saludan al pasar, se ayudan unos a otros y las sonrisas vienen de serie con el sol del amanecer. Además es un sitio mágico. Mario te cuenta por qué.

Tres semanas allí han sido más que suficientes para grabarme en mis células que la actitud es gran parte de lo que te propongas en la vida. Cuando he visto que personas que no tienen nada material, su salud es delicada y han perdido familiares muy cercanos, todavía siguen con un millón de motivos para levantarse por las mañanas y luchar por las vidas que quieren conseguir con una gran sonrisa en la boca, ¿qué excusa tengo yo ahora?

Etiopia voluntariado mindfulness

Y ya si conoces a los niños no te quiero ni contar. Vete preparado para recibir amor a espuertas. Y llegamos a la clave. Personitas que te dan lo único que tienen, lo que son, que es lo más grande que existe y es tan necesario en nuestra sociedad: AMOR. Con los niños hacía Mindfulness pero están siempre tan presentes y enfocados en el aquí y ahora, que mis grandes maestros eran ellos.

Os contaría mil historias más de mi aventura etíope. Que llegué en año nuevo, he visto paisajes de escándalo, he probado comidas muy suculentas, me han picado insectos muy variados, he visto llover como si se callera el cielo, el caos de la capital “más fea del mundo”, sufrido una insolación, bebido cerveza riquísima, montado en carros de caballos o en furgonetas donde entraba gente hasta que no cabían más(literal), … pero prefiero que os quedéis con lo más importante: las personas que se han cruzado en mi camino y todo el amor que me han dado.

¡Gracias y hasta pronto Etiopía!

google_plustwitterFacebookmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *